Volver

Alubia


Gracias a las mejoras en las técnicas de cultivo y la labor que han desempeñado distintas asociaciones, ha pasado de ser un producto muy poco valorado a ser muy reconocido. En Euskadi se cultivan tres variedades de alubias autóctonas.

Alubia de Tolosa

La Alubia de Tolosa es una variedad de alubia pinta que se siembra en la comarca de Tolosaldea. Se produce desde mediados de mayo hasta mediados de octubre, y es en noviembre cuando se celebra la nueva cosecha, dando comienzo a su consumo. De forma ovalada y suave al tacto, tiene un color morado oscuro, casi negro, de ahí su apodo: la perla negra. Tradicionalmente se acompaña con sus sacramentos: morcilla de verdura, carne de cerdo, berza y Guindillas de Ibarra.


Alubia de Gernika

La Alubia de Gernika es ovalada y alargada. De color granate, con trazas de un tono crema o rosáceo. Se cultiva desde el siglo XVIII, artesanalmente en las comarcas vizcaínas de Mungia, Busturialdea y Lea Artibai. A diferencia de la Alubia de Tolosa, su piel es algo más gruesa, es de color menos oscuro, y desprende un caldo menos espeso al cocinarlo. Habitualmente es un plato único que integra chorizo, morcilla, tocino y costilla.


Pinta de Álava

La Alubia Pinta de Álava es ovalada, con pintas rosáceas. Al degustar destaca su finura al paladar y su escasa piel. Se cultiva en las comarcas montañosas y valles alaveses. Se siembra en mayo y se recolecta, manualmente, a finales de septiembre o primeros de octubre.

¿Sabías que...

Los caseríos vascos comenzaron a sembrar la alubia hace más de 500 años, utilizando las técnicas de cultivo más sostenibles? Hay alrededor de 74 empresas productoras de Alubia de País Vasco, y tres que la envasan.

¿Cuales son los platos más típicos de Euskadi?

Descubre los platos tipicos